Juegos

Adivina qué estoy dibujando

© Pixabay

PICTIONARY

Con un seis y un cuatro aquí tienes tu retrato. Con una pluma y un tintero, aquí tienes tu sombrero. Ya sea con trazos sencillos o con bocetos muy elaborados, el ser humano siempre ha buscado representar el mundo que le rodea con dibujos. Desde las pinturas rupestres de hace miles de años, hasta las obras de ilustradores modernos expuestas en museos. Ese es también el reto del Pictionary: dibujar una idea, palabra u objeto… ¡y conseguir que el resto entienda nuestros garabatos!

Antes de que se inventara la escritura, los primeros hombres y mujeres que habitaron la Tierra optaron por describir las cosas con imágenes. En algunas cuevas prehistóricas de Europa y África, se han encontrado pinturas de animales y cazadores realizadas por nuestros antepasados. Son los primeros cuentos ilustrados de la historia.


Los bisontes de las cuevas de Altamira (Cantabria) y los ciervos y mujeres de las cuevas de Cogul (Lérida) son ejemplos de pinturas rupestres en España


Esas ganas de dejar constancia de lo ocurrido, de cómo vivían las personas hace miles de años, fue también el origen de los primeros alfabetos, como el alfabeto sumerio o los famosos jeroglíficos egipcios. Los antiguos utilizaban símbolos para comunicarse por escrito y, en vez de escribir con letras, escribían con dibujos. Con el tiempo, la forma de esos dibujos fue evolucionando hasta convertirse en las letras que utilizamos hoy.


En el alfabeto sumerio, inventado hace más de 5.000 años en Oriente Medio, el dibujo de una bota podía significar “pie” o “caminar”


En la actualidad, los bocetos y pinturas se reservan al ámbito artístico. Cuando queremos escribir un mensaje, casi siempre lo hacemos con palabras. Pero existen dibujos e iconos que todo el mundo conoce, como los símbolos que se utilizan en las señales de tráfico, en los edificios públicos… ¡y en los mensajes de móvil! Los emojis o emoticonos se han convertido en un nuevo lenguaje universal. Tal vez regresemos a nuestros orígenes y volvamos a comunicarnos con dibujos, ¿qué te parecería?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*